Advertising

Manufactura & Producción

Industria Manufacturera 

TitanX innova en módulos refrigerantes para tractocamiones

Por Luis Mendez. 1 de abril 2022

Advertising


TitanX es una empresa dedicada a la fabricación de módulos refrigerantes para los tractocamiones, como son los condensadores y radiadores, teniendo entre sus principales clientes a Freightliner, la marca insignia de Daimler Trucks.

Su llegada a Coahuila se dio en el 2014; sin embargo, iniciaron operaciones en el 2015 y desde entonces se han destacado como una de las empresas más competitivas que hay en la región.

Krzysztof Cuber, gerente de la planta en Ramos Arizpe, compartió que el valor agregado que le brindan a sus clientes es fabricar los productos con altos estándares de calidad.

A nivel mundial, destacan por su gran servicio, ya que cuentan con presencia en países como Estados Unidos, Brasil, Suecia y Polonia. La fábrica de Coahuila es la única en México; desde ahí atienden al mercado nacional, estadounidense y, adicionalmente, envían algunos componentes a Brasil.

Coahuila les pareció atractivo para sus operaciones por el desarrollo industrial que hay en la región y mano de obra sumamente competente; además, la cercanía a la planta de Daimler, su principal cliente y que se ubica en Derramadero, Coahuila.

“El 60% de nuestro volumen de producción es para Daimler, ese fue un factor que consideró la marca para instalarse en Ramos Arizpe; además, Coahuila tiene una excelente ubicación geográfica que sirve para exportar nuestros productos hacia Estados Unidos, gente con muy buenas competencias, de gran actitud y existe en la región una excelente cadena de proveedores”, declaró el directivo.

 

APOSTARÁN POR SU CRECIMIENTO EN COAHUILA

Krzysztof Cuber destacó que TitanX tiene planes de expansión en el estado, ya que buscan aumentar considerablemente sus niveles de producción.

Actualmente, fabrican 7,000 módulos refrigerantes por mes y de manera adicional fabrican entre 3,000 y 4,000 piezas para usarlas como refacciones.

Con esta expansión aumentarán sus líneas de producción en un 30% y su catálogo de productos; además, podrían expandir su nave industrial otros 10,000 metros cuadrados de los 13,000 con los que cuentan en la actualidad.

 

EN PROCESO DE DIGITALIZACIÓN DE SUS OPERACIONES

La digitalización de sus estaciones de trabajo es un proceso que están llevando de forma escalonada, ya que no han entrado de lleno en utilizar herramientas de industria 4.0.

La compañía cuenta con las certificaciones IATF 16949 e ISO 9001:2015.

El proceso de producción consiste en transformar la materia prima desde los rollos de aluminio, de los cuales forman los tubos que posteriormente son ensamblados con otros componentes para someterlos a una temperatura de 1,000 grados e iniciar el armado de los módulos refrigerantes.

La fábrica tiene distintas áreas de producción, como el formado de aluminio, brazing, soldadura de microalambre y ensamble.

Krzysztof Cuber resaltó que la filosofía de trabajo se basa en practicar algunos valores como la integridad, trabajar con pasión, compromiso y agilidad por la excelencia para lograr una calidad total.

Con esa metodología han logrado alcanzar los resultados trazados por la marca, ya que la planta de Ramos Arizpe es una de las más destacadas y con los planes de crecimiento se busca apoyar en los niveles productivos del complejo de Jamestown, New York.

“Al traer nuevas operaciones podremos continuar con la generación de empleos, ya que en la actualidad contamos con 300 colaboradores y duplicaremos esa cifra en el futuro”, concluyó.


Advertising

Te puede interesar

Ediciones Impresas