Advertising

Nuevo León

Manufactura 

Sector Aeroespacial: Oportunidad De Crecimiento Para La Industria Mexicana

Por Enrique Martínez. Abril 2020
El valor de la producción mundial del sector aeroespacial supera los 582,000 millones de dólares. Norteamérica, incluyendo México, sigue siendo la región con más participación, con el 51.1 % del total.

De acuerdo con estadísticas de la Secretaría de Economía, derivadas de la favorable evolución de la industria aeroespacial en el país y el incremento en la flota aérea existente, en los próximos años se incrementarán las operaciones de manufactura y servicios de mantenimiento a nivel mundial, posicionando a México como un atractivo para la inversión y participar en estas nuevas operaciones para satisfacer el mercado.

En el Programa Estratégico de la Industria Aeroespacial 2.0 (Pro-Aéreo), la secretaría muestra que en los últimos años el flujo aéreo se ha incrementado significativamente al ser un medio de transporte atractivo para el traslado de personas y mercancías, con ventajas como menores tiempos de traslados y baja probabilidad de accidentes. Ante el creciente mercado de este medio de transporte, la demanda de los aviones ha detonado de igual forma, por lo que actualmente los fabricantes tienen listas de espera para sus clientes y que en ocasiones pueden tomar años.

Con base en un estudio publicado por Airbus, el transporte de pasajeros a nivel mundial mantiene su crecimiento favorable y se ha incrementado cerca de un 6% por año desde el 2015, medido por los RPKs (Revenue Passenger Kilometres). También en los últimos años el transporte aéreo mundial creció 60 por ciento.

El valor de la producción mundial del sector aeroespacial supera los 582,000 millones de dólares. Norteamérica, incluyendo México, sigue siendo la región con más participación, con el 51.1 % del total, seguida de Europa con el 31.02 % y Asia-Pacífico con 13.93 %. Estas tres regiones concentran el 96.05 % de la producción mundial.

De acuerdo con información de IHS Markit, México se ubica como el 14º. productor de la industria aeroespacial a nivel mundial, con fuerte competencia de países emergentes como Brasil, Singapur, Corea del Sur y Rusia, que están por delante en la lista.

Las últimas estimaciones de FDI Markets reflejan que hasta finales del 2017, en una muestra de 40 países analizados, se registraron 1,192 proyectos de inversión por un valor estimado de 54.4,000 millones de dólares y la creación de 184 mil empleos; en ese periodo, Norteamérica ha logrado atraer 320 proyectos, 27% del total de proyectos identificados. Estados Unidos se posiciona en primer lugar del ranking y México como tercer lugar para la atracción de proyectos aeronáuticos, siendo el primero entre los países latinoamericanos.

La cadena global de valor de la industria aeronáutica está conformada por grandes fabricantes (OEM) que fabrican y venden productos finales, por ejemplo: motores, aviones, satélites y helicópteros. Seguido del segmento Tier1, que son fabricantes de productos y componentes que van directamente a la línea de ensamble final, como alas, trenes de aterrizaje, fuselajes, arneses, asientos, entre otros. El siguiente nivel es denominado Tier2, que son las empresas proveedoras de partes que se integrarán a un componente del Tier1, por ejemplo: maquinados, conectores, cables, aislantes, materiales compuestos, laminados e interruptores.

La globalización ha permitido que la producción de estas mercancías se pueda instalar en distintas partes del mundo, mostrando el potencial de diversos países y particularmente México, tras su crecimiento en los últimos años.

EL SECTOR AEROESPACIAL EN MÉXICO

La industria aeroespacial en México ha mostrado un importante dinamismo durante los últimos años, las exportaciones y otras variables relevantes como empleo, inversión y Producto Interno Bruto muestran tasas de crecimiento por arriba del promedio al resto de la industria manufacturera.

Si bien hay empresas de la industria aeroespacial con antecedentes de operación en México por más de 20 años, es a partir de 2005 que ésta comienza a despuntar, principalmente por la llegada de compañías fabricantes de aviones, conocidas como de equipo original, así como empresas proveedoras de primer nivel, líderes mundiales que encontraron en México las condiciones para invertir y mantener los altos estándares de seguridad y calidad, ofreciendo ventajas que lo hacen atractivo para la inversión en manufactura aeroespacial.

Entre las principales características que hacen al país llamativo para la inversión aeroespacial destacan su posición geográfica a un lado de Estados Unidos; acuerdos comerciales que dan acceso a grandes mercados: experiencia en otros sectores industriales de alta tecnología como el automotriz, eléctrico y electrónico; y su mano de obra calificada.

Para el gobierno federal, el sector aeroespacial es considerado estratégico, no solo por el dinamismo mostrado y la generación de empleos, sino por ser un sector estrechamente ligado al desarrollo e innovación tecnológica, lo que representa una oportunidad para escalar hacia actividades de mayor valor agregado y contenido tecnológico.

Si bien las operaciones de la industria aeroespacial que se han establecido en el país, además de manufactura, también contemplan actividades de ingeniería y desarrollo, el reto para México es brindar las condiciones para atraer proyectos de vanguardia o de mayor contenido tecnológico, así como ampliar la base de proveedores locales que permita fortalecer las actividades y la integración a la cadena global de valor de la industria aeroespacial.

En los últimos años el número de plantas y centros de ingeniería, así como de entidades de apoyo que se han establecido en el país se han triplicado, pasando de 109 en 2006 a más de 350 en la actualidad. Se han establecido en el país compañías de clase mundial, lo que ha permitido la formación de importantes conglomerados industriales en diversas regiones, principalmente en la parte norte y centro.

Por el número de empresas, empleos, inversión y la sinergia que existe entre los diversos actores de la industria, se han identificado cinco principales clústeres del sector aeronáutico en el país: Baja California, Chihuahua, Nuevo León, Querétaro y Sonora. Cada uno de estos clústeres tiene su perfil característico, desarrollado a partir de las capacidades que originalmente estaban presentes en dichas regiones y su experiencia en otros sectores como el metalmecánico, automotriz, eléctrico o electrónico.

Los países que más han invertido en México en el rubro de fabricación de equipo aeroespacial son Estados Unidos, Canadá, Francia y España.

NUEVO LEÓN

Claire Barnouin, directora ejecutiva del Monterrey Aerocluster, indicó que Nuevo León ha tenido un crecimiento relativamente estable, pues no hay muchos más jugadores del sector que tengan activamente manufactura de partes de componentes para el sector aeroespacial.

“Hay otras empresas certificadas que pueden empezar a participar, pero la certificación en sí no asegura la firma de contratos, también hay que cumplir con una serie de requerimientos de operación, costeo y diferentes factores. Se trata de una industria muy estable en cuanto a sus volúmenes de producción”, explicó.

La directiva agregó que existen algunos proyectos de empresas proveedoras del sector en los que Nuevo León participa como un contendiente para atraerlos, pues la fortaleza del estado descansa en los procesos de manufactura certificados y el maquinado de piezas.

“Un atractivo natural es la preparación de la mano de obra de la entidad y es un factor que tiene una ponderabilidad muy alta en los estudios que realizan las empresas”, abundó.

El Monterrey Aerocluster cuenta con tres categorías de socios, pues hay empresas de manufactura aeroespacial y avanzada; empresas de servicios de reparación y mantenimiento de aeronaves de aviación; y empresas proveedoras de servicios especializados. En cada categoría hay 22, 8 y 17 socios respectivamente.


METAS 2025

En los últimos años la industria aeroespacial en México ha mantenido una dinámica de comercio exterior creciente y las exportaciones representan un buen indicador para monitorear el desarrollo de esta industria. Para los siguientes años se prevé que se mantenga la dinámica creciente del sector.

Entre las metas que se ha fijado la Secretaría de Economía y el sector aeroespacial para el año 2025, destacan ubicar al país dentro de los primeros 10 lugares a nivel internacional en materia de exportaciones; exportar más de 12,000 millones de dólares de bienes aeroespaciales; contar con un índice sólido de la base de empleos de la industria y fomentar su crecimiento; y mantener un valor agregado del sector superior al 20 por ciento.

Advertising

Te puede interesar

Ediciones Impresas