Advertising

Automotriz

Industria Automotriz  Movilidad 

La CEO de Zacua comparte cinco pilares que la han llevado a liderar la electromovilidad en México

Por Víctor Vázquez. 1 de julio 2022

Advertising


Nazareth Black, CEO de Zacua, compartió cinco pilares que considera le han permitido posicionarse como una de las mujeres más destacadas en la industria automotriz en México.

La dirigente de la primera marca mexicana de autos eléctricos participó en la Primera Semana Lean Manufacturing, organizada por la empresa Grammer Querétaro. Ahí, Black ofreció una participación videograbada, en la que habló sobre liderazgo.

“Para mí, un líder es alguien que está en control, en control de sus objetivos, de sus decisiones, de sus acciones, que sabe para dónde va, que sabe lo que quiere y que sabe que hay que trabajar por ello. Imagínense, qué bonito tener esa capacidad de estar en control y de decidir cómo quiero que sea mi vida, […] que podemos trabajar para construir esa vida, no solo en lo profesional, no solo en lo económico, sino en lo personal”, expresó la ponente al abrir su conferencia.

 

PILARES

Luego, se concentró en cinco conceptos que ha descubierto a lo largo de su vida y que le han servido para concretar sus metas. Estos pilares, como los definió, los ha puesto a prueba y los resultados los conoce “de primera mano”.

El primer pilar que compartió es la ética personal, que definió como el conjunto de valores que rigen su día a día.

“Cuando aplico mis valores, me voy a la cama con una sensación de satisfacción, sabiendo que avancé en el camino que quería, sin lastimar a nadie con mis decisiones y mis acciones. Esto te da una serenidad metal y espiritual extraordinaria.

“Esto me ha permitido construir una reputación. ¡Miren qué importante! Descubrí que la mejor herramienta para hacer dinero es una gran reputación. Qué bonito poder trabajar en lo que te gusta, hacer dinero. […] Fui descubriendo ese hilo, aplicar mis valores, aplicar esta ética impecable me ha permitido construir una gran reputación y después esa reputación me ha ayudado a avanzar financieramente”, compartió. 

El segundo pilar es la creación de objetivos personales, trabajar para obtenerlos y saberse capaz de lograrlos. Esto ayudará, continuó la directiva, a aplicar lo aprendido en el ámbito personal, con equipos de trabajo que también buscan cumplir determinadas metas.

El tercer pilar, que consideró su favorito, es la actitud de responsabilidad. 

“Es entender e interiorizar que los resultados de mi vida dependen de mí. Todo lo que sucede en mi vida es mi culpa, yo soy la causante. ¿Cómo me ha ayudado esto? Cuando algo no salía como yo quería, en vez de poner en un factor o en un enemigo externo, la culpa, ahora la asumo yo.

“Aprendí que siendo responsable puedo cambiar mis cosas. Entonces, aprendí a analizar mejor, aprendí que cuando algo no me salía bien me sentaba a identificar el origen, dónde estaba la causa, qué hice o qué no hice para lograr ese objetivo. Y eso, no saben, explotó mi mente de manera extraordinaria. No saben cómo me ha hecho crecer y avanzar, porque ahí es donde realmente uno tiene el control”. 

El cuarto pilar es la disciplina, que usa cuando la motivación falla; mientras que el quinto punto tiene que ver con la mejora continua.

“A mí me gusta decir que estoy en fase Beta. Fase Beta es como un periodo de prueba, usualmente se utiliza mucho en una aplicación nueva, quiere decir que está en fase de prueba y que está identificando errores para corregirlos, no es otra cosa más que la mejora continua.

“¿Cómo me ayuda esto a tener un mejor liderazgo y estar en control de mí? Cometo muchos errores, soy humana, y me ayuda a no sentirme muy culpable y lastimarme cuando cometo estos errores; me ayuda a decir, cometí un error, no pasa nada, estoy en mejora continua. Déjame desglosar la situación, déjame ver qué hice y eso es aplicar la responsabilidad, encontrar el origen, fui yo, y entonces puedo corregir”, concluyó. 


Advertising

Te puede interesar

Ediciones Impresas