Advertising

Nacional

Industria Automotriz 

Toyota, referente en la electrificación de la industria automotriz

Por Elenne Castro. Noviembre 2021

Atender los desafíos de movilidad que enfrenta el mundo, se requiere un modo de pensar diferente, una nueva manera de fabricar automóviles, por ello, Toyota adoptó este reto disminuyendo las emisiones de CO2 en pro de la preservación del medio ambiente.

Esta apuesta los ha colocado como líderes mundiales de la tecnología híbrida, al vender 47,255,798 millones de unidades, con ella desde 2016 hasta el cierre de septiembre de 2021.

A nivel mundial, la compañía japonesa ha vendido más de 17 millones de vehículos híbridos electrificados tan solo hasta el 2020, y que en su conjunto han reducido 140 millones de toneladas de CO2, que se pueden dimensionar como el llenar más de 77,000 veces el Empire State Building, y más de 16 millones de veces el Big Ben.

A través de la campaña Hybrid NOW, la marca nipona está convencida de que esta tecnología es el camino correcto por su practicidad, costo y mantenimiento.

Además, ha sido punta de lanza para el desarrollo de otras que contribuyen a la preservación del medio ambiente, como híbridos enchufables, eléctricos con celdas de hidrógeno y los totalmente eléctricos.

Convertirse en referencia global sobre vehículos electrificados, ha requerido muchos esfuerzos por parte de Toyota y como toda gran historia, siempre hay un comienzo: Prius.

Takeshi Uchiyamada, Ingeniero jefe del Prius de primera generación, declaró que fue una idea que se patentó a inicios de los años 70 para revolucionar la industria, el objetivo era desarrollar un automóvil sin precedentes, especialmente dedicado para satisfacer las necesidades de un nuevo siglo. Así fue como nació Prius en 1997. En esa época nadie sabía qué era un vehículo híbrido, pero ahora este modelo es el más vendido en el planeta con dicha tecnología.

“A los que lo conducían, a veces se les llamaba geeks. Pero gracias al apoyo de nuestros numerosos clientes, que fueron lo suficientemente valientes como para poner sus esperanzas en lo que alguna vez fue un automóvil desconocido”, señaló.

Es así como la combinación de motores en un coche, aprovechando la energía mecánica y eléctrica, se convirtió en una solución que aporta a la movilidad y la piedra angular de la evolución hacia la electrificación, siendo un importante parteaguas en varios países, incluyendo México.

Tan solo en 2020, de las ventas totales de Toyota a nivel global, 22.54% fueron vehículos electrificados, es decir casi 2 millones.

En México, la firma nipona trajo Prius en 2010 y el efecto fue muy parecido, el desconocimiento provocó que se vendieran apenas 168 unidades, pero con el paso del tiempo el mercado fue adoptando la tecnología y la familia creció con la llegada de Prius C, Camry Hybrid, Corolla Hybrid, RAV4 Hybrid y Sienna, hasta el momento ha vendido más de 81,000 híbridos electrificados.

Este es apenas es el avance de los HEV´s (Vehículos Híbridos Electrificados) en México, pues 2021 será su mejor año, pues aun cuando faltan un par de meses para que éste acabe, ya se han comercializado más de 22,000.

Algunos datos que confirman el legado híbrido de Toyota en México como los siguientes:

  • En los últimos 5 años representan casi el 20% de las ventas totales de la compañía.
  • Julio de 2021 ha sido el mejor mes al venderse 2,924 unidades.
  • Sienna se encamina a ser el híbrido que tenga el mejor año en nuestro país, pues en este 2021, año de su lanzamiento, ya ha colocado 6,843 sin contabilizar noviembre y diciembre.
  • En cuanto al mejor mes para un solo modelo, el honor también pertenece a la minivan preferida del mercado mexicano, que vendió 1,237 en septiembre de 2021.

De esta manera, Toyota ha aportado una estrategia de electrificación gradual muy sólida que por ahora consolida su liderazgo en la materia. El principal reto consiste en eliminar todas las emisiones de CO2 del ciclo de vida de los vehículos, desde los materiales, los componentes, hasta la manufactura.

Para el año 2025, todas las líneas de sus vehículos deberán tener por lo menos una opción eléctrica o de energía sustentable y así, para el 2050, reducir las emisiones de vehículos nuevos comercializados a nivel global a un 90 por ciento.


Te puede interesar

Ediciones Impresas