Advertising

Automotriz

Autopartes  Industria Automotriz  Proveeduría 

Brose Aeropuerto, referente de innovación en el sector automotriz

Por Alejandra Oropeza. 1 de septiembre 2022

Advertising


Brose apuesta por el desarrollo del talento humano para crear tecnología de vanguardia; además, contempla nuevos proyectos para vehículos eléctricos y una expansión en los próximos años

 

Brose es una empresa reconocida por la excelencia de sus productos, liderazgo en innovación y tecnología de punta a nivel mundial. Hace más de 25 años encontró en México el espacio ideal para asentar su producción y desarrollar productos de vanguardia que impulsen la movilidad del futuro; desde entonces, ha crecido de forma constante y las perspectivas para los siguientes años son indiscutiblemente positivas. 

La empresa alemana tiene presencia en México con cuatro plantas de producción: tres de ellas en Querétaro (Benito Juárez, El Marqués y Aeropuerto) y una en Puebla.

De acuerdo con Miguel Castillero, director general de Brose Aeropuerto, la compañía determina sus inversiones a largo plazo para mantener su posición en el mercado y seguir destacando como líder mundial. “Vinimos para quedarnos. La inversión inicial para esta planta fue de 3,000 millones de pesos y en la actualidad esta suma sobrepasa los 4,000 millones de pesos invertidos”. 

Brose Aeropuerto es la más nueva de las plantas presentes en el estado de Querétaro. Inaugurada en 2018 en el Parque Industrial AeroTech, se dedica a la fabricación de estructuras metálicas para asientos de vehículos. 

“No simplemente es la planta más grande que tenemos en el estado, sino una de las más grandes a nivel grupo. Aquí producimos estructuras metálicas para asientos. Esta tecnología y este producto no habían llegado a México hasta la apertura de esta planta en el 2018”, refirió el director.

Este centro de producción es uno de los más importantes para el grupo porque es la única planta de asientos en México y la que cuenta con la tecnología de vanguardia para producir estructuras de asientos traseros. 

Marco Moreno, director de logística en Brose Aeropuerto, detalló que fabrican asientos de la primera fila de vehículos, es decir, del conductor y del copiloto; así como de la segunda y tercera fila de camionetas SUV premium. El 95% de la producción es exportación directa, principalmente, al mercado norteamericano.  

“Nuestro producto estrella, que es el asiento de segunda fila electrificado, es totalmente una innovación, no solo por su confort, sino también por la seguridad que ofrece. De este nivel es la innovación que brindamos al mercado, algo que los pasajeros del vehículo y los fabricantes aprecian de nosotros”.

Para este 2022, en Brose Aeropuerto se tiene el pronóstico de vender un millón quinientas mil piezas; el próximo año, la proyección es comercializar dos millones y, en 2026, se alcanzarán cuatro millones de unidades.

“Esto nos alienta mucho porque es sinónimo de la confianza de los clientes. Estamos en la fase de desarrollo de nuevos proyectos y es la expectativa que tenemos para crecer en esta planta, por lo que ya estamos planeando una expansión”, reveló.

La cadena de valor de Brose está globalizada, ya que obtienen materiales de todas las regiones del mundo: Europa, Asia, Norteamérica y, por supuesto, México. 

Moreno informó que la base de proveeduría principalmente es mexicana: el 65% de los insumos provienen de México, 15% de Estados Unidos y Canadá, 15% de Europa y 5% de Asia. Sin embargo, aseguró que uno de sus objetivos estratégicos es incrementar aún más la base de suministros mexicanos.

“Si queremos aumentar la rentabilidad de esta compañía, tenemos que buscar el mercado mexicano y, por ende, favorecer la economía de estas empresas nacionales”, apuntó.

Para lograr todos estos objetivos es importante conservar la visión a largo plazo. Al respecto, Jennifer Schmidt, responsable de contraloría, compartió que lo que han hecho es estructurar la planeación y seguir trabajando para ser una planta cada vez más rentable.

“Hay directrices centrales que tenemos que seguir, debemos entregar resultados, pero se tiene que adaptar al mercado mexicano”, mencionó. 

Es una de las ventajas competitivas que tiene la empresa: cuenta con la filosofía, mentalidad y estructura de origen alemán, pero también la flexibilidad, creatividad y adaptación de la cultura mexicana. 

 

BROSE, PIONEROS EN TECNOLOGÍA

Miguel Castillero, director general de Brose Aeropuerto, dijo que, si bien las camionetas SUV ya llevan muchos años en el mercado, el sistema de confort y de seguridad han ido evolucionando.

“Estos asientos eran manuales y actualmente son eléctricos. Se lanzaron por primera vez al mercado y nosotros fuimos los primeros en producirlos. Es un producto muy complejo y un proyecto muy retador, por ello, utilizamos tecnología de punta”, explicó.

Brose cuenta con equipos de alta tecnología provenientes de los Países Bajos, República Checa, Malasia, Alemania, Estados Unidos, Canadá y México, por mencionar algunos. Cuentan con más de 80 robots de soldadura –todos conectados a una red– y tecnología para estampado que es propia de la compañía, la cual están expandiendo. Además, tienen una cámara acústica capaz de identificar cualquier ruido que pudieran tener los productos dentro y fuera del vehículo, así como una línea de pintura con una capacidad de 1,000 m2.

“Cuando arrancamos con estas estructuras no existía una línea igual en México porque necesitábamos cumplir con nuevas especificaciones derivadas de las normas del medio ambiente y de calidad. Entonces, antes de que arrancáramos esta línea de producción, nos tardamos más de un año en ensamblarla”. 

“Utilizamos la misma o mejor tecnología para producir nuestros productos que en países como Alemania, Estados Unidos, Japón o Inglaterra.  Nuestras instalaciones son referentes de vanguardia y esto es reconocido por diferentes OEM que son nuestros clientes”.

 

NUEVOS PROYECTOS Y VEHÍCULOS ELÉCTRICOS

Miguel Castillero, director general de Brose Aeropuerto, refirió que, desde el inicio de operaciones de esta planta estratégica, se contemplaban planes de expansión al lado del edificio actual, la empresa cuenta con terreno disponible para una ampliación en el futuro.

Consideró que, actualmente, la industria todavía está muy volátil, pero ya cuentan con contratos establecidos y proyectos que están por iniciar, por lo que estimó que este crecimiento se dará a más tardar en un par de años.

Uno de estos proyectos tiene que ver con los vehículos eléctricos, una tendencia creciente en la industria automotriz. 

“Desde esta planta estamos produciendo las estructuras de asientos para la primera camioneta SUV eléctrica que va a sacar Mercedes Benz. También, para el Mustang eléctrico y vamos a fabricar asimismo para algunas SUV de Volvo. Vemos una tendencia fuerte de los OEM que están moviéndose hacia los autos eléctricos”, reveló.

 

TALENTO HUMANO, PILAR DE LA INNOVACIÓN

Brose se mantiene a la vanguardia gracias a dos pilares: uno es la innovación en sus procesos y productos y, el otro, el talento humano.

Al respecto, Cinthia Alvarado, directora de recursos humanos en Brose Aeropuerto, dio a conocer que actualmente en esta planta trabajan cerca de 1,000 personas. Debido a las proyecciones de crecimiento, se espera superar esta cifra en el mediano plazo.

“Para Brose primero es la gente. Sabemos que ellos son quienes dan valor al producto y al cliente”, sostuvo. 

Todos los colaboradores se rigen con base en los principios de Familia, Innovación, Respeto, Éxito y Equipo (por sus siglas en inglés: FIRST). 

“Nos enfocamos en el desarrollo de las personas. Tenemos innovación de punta, nuevos proyectos, mucha tecnología y, para esto, tenemos que desarrollar al personal para que se aproveche todo su potencial y podamos llegar a nuestros objetivos”, compartió.

Otra parte importante para Brose es la vinculación con universidades y el impulso a los programas de educación dual. Actualmente, trabajan de la mano con instituciones universitarias y tecnológicas de gran prestigio a nivel estatal, federal e internacional.

Alvarado dijo que esto es importante porque se genera un semillero de jóvenes talentos a quienes se les inculcan los valores de la empresa, se les desarrolla en el manejo de nuestra tecnología y se impulsa su potencial para que estén listos ante los proyectos y retos por venir.

Miguel Castillero reiteró que en menos de tres años van a duplicar el negocio, por lo que es importante la atracción, retención y desarrollo del talento. 

Además, comprometidos con el desarrollo de los empleados, en los últimos dos años, han exportado a decenas de colaboradores de esta planta que han ido a laborar en otras filiales en el extranjero.

 

PERSPECTIVAS PARA LA INDUSTRIA AUTOMOTRIZ

Sobre las perspectivas de la industria automotriz, Miguel Castillero, director general de Brose Aeropuerto, dijo que a nivel global persisten situaciones volátiles, pero la ventaja de México es que está ubicado al lado de una de las mayores  economías mundiales: Estados Unidos.

Con todos los problemas que se han enfrentado desde el inicio de la pandemia por Covid-19, principalmente en temas logísticos, explicó que las OEM están buscando localizar en esta región la producción de vehículos. 

“Sabemos que habrá un incremento en la cantidad de vehículos producidos en Norteamérica y avistamos una expansión para México. Independientemente de este crecimiento del mercado, nosotros, como grupo Brose, seguimos apostando por este país, por seguir creciendo con él, por cumplir con todos nuestros compromisos en Norteamérica con la calidad que es sinónimo de nuestra marca Brose”, concluyó.


Te puede interesar

Ediciones Impresas