Advertising

Automotriz

Automatización  Automotriz 

Valeo Río Bravo, la mega planta en componentes electrónicos

Por Anayancy Ulloa Luna. 1 de marzo 2022

Advertising


El principal avance tecnológico de Valeo es el desarrollo de cámaras de reversa para los vehículos autónomos

 

 

Valeo Sistemas Electrónicos, S. de R.L. de C.V. destaca por ser un proveedor de la industria automotriz para el mercado norteamericano, principalmente; sin embargo, también provee partes a Europa, Asia y Sudamérica.

La planta ubicada en Río Bravo, Tamaulipas, se enfoca exclusivamente en fabricar productos automotrices, a la manufactura de sistemas que ayudan a los usuarios de vehículos a tener una comodidad y confort con controles de detección, sistemas de protección para vehículos autónomos, cámaras de reversa para captar objetos, sensores para revelar el llamado punto ciego, interruptores para el control de luces interiores y exteriores del vehículo.

“Nuestro principal crecimiento es en partes de cámaras de reversa, dispositivo esencial para el desarrollo de autos autónomos: el futuro de la industria automotriz”, destacó José Luis Ramírez, director general de la planta Valeo Río Bravo Norteamérica.

 

VALEO A NIVEL GLOBAL

Con presencia en todos los continentes, Valeo pertenece al grupo comfort & driving assistance o asistencia del usuario; uno de los grupos más grandes en el rubro de ventas, investigación y desarrollo, y avances tecnológicos.

A pesar de la pandemia por el Covid-19, Valeo ha tenido éxito ; fue de los pocos proveedor en el mundo que no interrumpió a ninguna armadora de automóviles.

“Alrededor del mundo se perdieron más de ocho millones de vehículos que no pudieron fabricarse debido a dos factores: la pandemia y la crisis global de semiconductores (chips)”, explicó Ramírez.

El incendio de una planta en Japón que fabricaba semiconductores aumentó de manera considerable los riesgos para la industria automotriz.

Si bien aún se continúa con los efectos de esta situación, Valeo a nivel global supo manejar de manera eficiente los tiempos de entrega, buscando soluciones alternas para no afectar a ningún cliente.

“Pertenecemos a un número limitado de proveedores en el mundo que pudo ser capaz de mitigar las crisis; de lograr, no impactar, absolutamente a ningún cliente, y con esto aseguramos la continuidad del negocio”, mencionó.

Para tener un mejor panorama acerca de la magnitud de afectación a nivel mundial por la falta de semiconductores, Ramírez detalló que, por ejemplo, en Estados Unidos se perdieron aproximadamente 3,5 millones de automóviles. Generalmente, en este país antes de la Pandemia y la crisis de chips se fabricaban entre 16 y 17 millones de vehículos por año y el efecto de la caída fue hasta 13 millones de vehículos.

En el 2021, logró elevar la cifra a 13.1 millones, y el pronóstico para el 2022 estima una ligera recuperación y poder alcanzar los 15 millones de vehículos; si bien, como explicó José Luis Ramírez, esto está muy por debajo de los 17 millones que hace Norteamérica, se verá una recuperación gradual, pero no tan acelerada como se esperaba.

Valeo, a nivel global, está en etapa de recuperación. No se contempla aún alguna nueva inversión, todos los esfuerzos están concentrados en recuperar la capacidad de recibir materia prima para poder correr todas las plantas.

“Además, la industria automotriz es cambiante, cada año los modelos de vehículo cambian, y con ello cambian aditamentos, accesorios, por lo que no estamos exentos de esto”, explico José Luis.

 

VALEO RÍO BRAVO CRECE

Valeo Río Bravo crecerá de un 18% a un 20% durante el 2022, este es el pronóstico siempre y cuando la recuperación de la crisis de semiconductores sea sostenida, por lo que dependen del comportamiento global.

Valeo, en cuanto a investigación y desarrollo de productos en Río Bravo, cuenta con una flotilla de ingenieros graduados de instituciones de educación superior locales, a quienes envían a los centros de desarrollo en EE.UU. a fin de que continúen capacitándose, incluso algunos han podido hacerlo en Europa.

El principal centro de investigación y desarrollo se ubica en Michigan, y desde Río Bravo existe un grupo de ingenieros que reporta directamente con el centro en Michigan y están desarrollándolos para ser más autónomos. Cabe hacer mención que, en Europa, en Irlanda y Alemania existen centros de desarrollo e investigación claves para la compañía en Río Bravo.

José Luis Ramírez comentó que en los últimos cuatro años han tenido un promedio de 18 a 22 lanzamientos nuevos por año, precisamente desarrollados en sus centros, lo cual representa para Valeo Río Bravo un crecimiento.

Se trata de productos nuevos o productos que cambian en la ingeniería o diseño interno, software o mecánico de las partes, a fin de adaptarse a los requerimientos del cliente. 

“Esto es parte del crecimiento que tenemos, pero cada año tenemos que lanzar nuevos productos y el 2022 no es la excepción, ya que contamos con cerca de 20 nuevos lanzamientos de productos de nueva generación”, detalló Ramírez.

Agregó que sus componentes siempre experimentan una nueva generación, ya que el cliente solicita cada vez más aditamentos o accesorios para los vehículos, y estos se están haciendo completamente electrónicos, todo integrado.

“Antes teníamos un porcentaje muy pequeño de componentes electrónicos en el vehículo, y conforme ha ido evolucionando a través de los años, prácticamente los automóviles en el futuro dependerán enteramente de la electrónica”, destacó.

Agregó que estima que en la actualidad se maneja cerca de un 30% y en unos 10 años subirá al 50% de este tipo de dependencia en dispositivos electrónicos.

 

 

ACCIONES VALEO FRENTE AL COVID-19

José Luis Ramírez explicó que, cuando inició la pandemia por el Covid-19, Valeo Río Bravo cerró sus puertas por cerca de 60 días, mientras estaban en proceso con las instancias gubernamentales y de salud para dar cumplimiento con los puntos recomendados por la autoridad para poder operar la compañía.

Esto los llevó a implementar más estrategias y protocolos sanitarios de los propios que les requería la autoridad sanitaria como el uso de cubrebocas, sanitizantes de manos o tapetes para desinfectar el calzado en la entrada de la planta. Valeo Río Bravo fue más allá e implementó controles automáticos de temperatura, de esta manera garantizaban que el ingreso de cada empleado que tuviera algún síntoma fuera detectado; además, aplicaron pruebas de Covid-19 (tanto PCR como pruebas rápidas o de anticuerpos), actualmente aplican las pruebas de antígenos.

En 2021, Valeo Río Bravo logró la vacunación del 100% de los empleados elegibles de la planta, gracias a la coordinación que hicieron con el plan de vacunación del gobierno federal y estatal. Pudieron llevar a sus empleados a que adquirieran la primera y segunda vacuna, además el refuerzo, que fue posible gracias al programa de vacunación transfronteriza.

Valeo Río Bravo ha entregado más de cuatro millones de cubre bocas, desde que inició la pandemia, de manera gratuita en beneficio de los empleados, y han aplicado 12,000 pruebas para la detección del Covid-19. 

Otra acción que implementaron en Valeo, y que ha continuado funcionando, es el home office, aunque existe personal que no puede realizar trabajo desde casa por la naturaleza del oficio que deben desempeñar en la empresa, la mayoría de la gente que puede operar a través de su equipo de cómputo y celular está desde casa; esto ha permitido bajar la propagación del Covid-19.

Valeo hizo una línea de producción enfocada a la fabricación de caretas faciales, estas fueron distribuidas entre su personal, y además, se repartieron a hospitales locales, Cruz Roja, Instituto Mexicano del Seguro Social, y diversos centros comunitarios.

El impacto en la comunidad de Río Bravo empezó con las familias de sus empleados, ya que enviaron miles de kits de limpieza que incluían gel antibacterial y cubre bocas. De hecho, el programa de vacunación se extendió a los familiares de los empleados de Valeo que pudieron tener acceso para recibir la dosis.

“No solamente cuidamos a los empleados, sino también a su entorno principal, su familia. 2,000 familias de Río Bravo están expuestas a la concientización todos los días, al ver, ya sea a sus padres, hermanos o algún otro familiar que acude a la planta de Río Bravo y están perfectamente protegidos, con esto mitigamos lo más posible los contagios”, mencionó Ramírez.

Para finalizar, el director de Valeo Río Bravo Norteamérica dijo que Valeo es una empresa sólida, que está apoyada tanto por el corporativo, como por el gobierno de Tamaulipas, autoridades locales que siempre los han apoyado y cuidado en lo que esta compañía ha necesitado.

“Esperamos que sigamos cuidando esta fuente tan importante de empleo para Río Bravo y la región. Es importante que continuemos cuidándonos con estos planes de vacunación, ya que es nuestra labor cuidar a los empleados; sin ellos no podemos hacer nada. Ellos son la base de esta empresa, desde los operadores, ingenieros y técnicos; todas esas personas que se levantan a las 5:00 am y que vienen a trabajar, a producir y hacer fuerte a esta empresa”, puntualizó.


Te puede interesar

Ediciones Impresas