Estado de México/Puebla

Industria Automotriz 

Industria automotriz de pie hacia la movilidad sostenible

Por Israel Molina. Diciembre 2020

El Estado de México se está apuntalando como una de las regiones más importantes del país en la manufactura y desarrollo e ingeniería de vehículos eléctricos.

Hace algunos años la industria automotriz comenzó un proceso de cambio que apuntaba hacia una nueva manera de propulsar los vehículos. Comenzó para la industria una etapa importante en el desarrollo de nuevas plataformas de movilidad. 

Los conceptos de transporte privado, público y comercial que se crearon, se han transformado con el tiempo; 100 años de desarrollo hablan de una industria que aparta los desarrollos tecnológicos y de innovación más importantes de la historia. Hoy estamos frente a un replanteamiento profundo, una industria más comprometida con el medio ambiente y la conservación del planeta que habitamos.

La industria automotriz es el sector con mayores avances de ingeniería en los últimos tiempos, desarrollando arquitecturas de sistemas integrados, producto de la transformación digital en el diseño y la manufactura. Las marcas automotrices han incursionado en sistemas híbridos o vehículos eléctricos, y todo este esfuerzo se ha encaminado a lograr presentar propuestas de vehículos con cero emisiones (incluyendo el mundo de movilidad autónoma). Todos estos avances tecnológicos tienen un gran reto; si México continúa produciendo con calidad de clase mundial y aprovecha sus ventajas competitivas, podría convertirse en un eje central de producción y diseño de las nuevas tecnologías automotrices.

Ante este panorama, el Clúster Automotriz del Estado de México (Clautedoméx) realizó el Business Automotive Meeting (BAM) 2020, donde los actores más relevantes de la industria automotriz se dieron cita para compartir los retos y oportunidades de este sector, además de sus posturas ante las nuevas tecnologías emergentes que apoyan a los procesos de producción de las armadoras instaladas en el país y en específico en el Estado de México. 

Elisa Crespo, presidenta ejecutiva del Clautedoméx, reconoció el trabajo y esfuerzo que las empresas instaladas en la entidad mexiquense han hecho para afrontar la pandemia del Covid-19, retener a su personal y continuar con el óptimo desarrollo del sector automotriz. 

“En esta sexta edición del BAM completamente virtual, hablamos del desarrollo sostenible, nuevo orden, entendimiento de la crisis que más alto impacto ha tenido a nivel mundial, así como movilidad inteligente. El Estado de México se está apuntalando como una de las regiones más importantes del país en la manufactura y desarrollo e ingeniería de vehículos eléctricos. El capital humano es la principal plataforma de desarrollo y hemos sido identificados como un país que tiene calidad de clase mundial. Debemos estar orgullosos de tener una industria que ha tenido la posibilidad de responder de manera inmediata a las necesidades de la población. Conservamos las fuentes de empleo, eso habla de una gran industria y con un gran músculo, y que estamos listos para salir adelante con miras y con una visión de corto y mediano plazo para continuar estando en los primeros lugares de industria automotriz a nivel mundial”, reconocío Crespo. 

Durante el BAM, José Zozaya, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, recalcó que México es hoy en día el sexto fabricante de vehículos en el mundo y el cuarto exportador. El comercio de vehículos ligeros de América del Norte juega un papel fundamental en la demanda de vehículos mexicanos para los Estados Unidos y para el resto del mundo.

“La industria automotriz en México es el primer generador de divisas, es el quinto exportador de autopartes y el 36% de las exportaciones totales del país deriva del sector automotriz. El 20.5% de la contribución al PIB manufacturero nacional es por parte del sector automotriz. Es importante señalar que del 100% de la producción nacional, el 11% es para consumo local. La importancia del sector automotriz es que alcanza el 3.7% del PIB nacional, genera alrededor de 960,000 empleos bien pagados y profesionaliza a sus colaboradores”. 

Asimismo, Zozaya, indicó que en México hay 25 plantas automotrices, lo que sirve como un indicador de estados que han creado confianza para el desarrollo automotriz, destacando el Estado de México, y también hay 29 centros de investigación y desarrollo por parte de las armadoras y academia. “No nos quedamos atrás, evolucionamos conforme a las nuevas tecnologías emergen, por el bien de la sociedad, la economía y el avance mundial”. 

Por su parte, Oscar Albin, presidente ejecutivo de la Industria Nacional de Autopartes (INA), subrayó que este segundo semestre del 2020 al mismo periodo del 2019, una recuperación bastante mejor a lo que pronosticaban, y esto gracias a la reactivación económica de EE.UU. y a una serie de incentivos de la compra de autos nuevos en ese país. Eso ha traído que las armadoras en América del Norte se han reactivado al 100 por cierto. 

“Pretender que estamos en números negativos es cierto, pero vamos bien, 2021 estaremos marginalmente parecidos al 2019 pero recordemos que ese año fue récord en producción de autopartes. Son números bastante aleatorios, lo que nos preocupa es el tema de las reglamentaciones del gobierno, pareciera que ser exportador no es bueno y hemos encontrado una serie de trabas al comercio exterior, la devolución del IVA más lenta y tardada, y la imposición de NOM a importación de componentes que requerimos de refacciones para maquinaria y equipo, pareciera que nos enfrentamos todos los días a bloqueos nuevos para el desarrollo de la industria”, agregó el representante de la INA.  

 

ACONTECIMIENTOS IMPORTANTES DE LA INDUSTRIA AUTOMOTRIZ MUNDIAL

Ramiro Escobedo, director general de JSP, destacó que, en el panorama actual, las nuevas generaciones insisten en no querer un coche, prefieren rentar un servicio lo que genera reducción en la demanda de autos. También enfatizó en que la automatización sigue avanzando, pero no va a reemplazar a la gente. Otro aspecto importante que recalcó fue el arranque de producción de la Taos de VW y el Mustang Mach-E de Ford en la planta de Cuautitlán Izcalli. 

Al respecto, Alfonso Villa, director general de ZF Chassis, refirió que ya se tenía una tendencia de alianzas y consolidaciones, y transición a plataformas eléctricas.

“VW y Ford compartirán plataformas eléctricas y de motores de combustión interna, etcétera. Las mega tendencias hacia el 2030 será la conectividad y digitalización del vehículo, plataformas de movilidad eléctrica basadas en baterías, y celda de combustible, vehículos híbridos, crecimiento de mercados emergentes, y entender cuál es el ecosistema de movilidad que se manejará”, y agregó que “la industria ya esta de pie, los números de producción de julio son el 90% contra el récord en 2017, la industria automotriz está sólida, estamos para continuar esforzándonos por nuestras empresas, nuestra sociedad y nuestro país”. 

En su oportunidad, Enrique Jacob Rocha, titular de la Secretaría de Desarrollo Económico del Estado de México, subrayó que el sector automotriz ya está de pie y retomando su actividad tras la pandemia. 

“Este sector representa el 50% de las exportaciones totales en el Edoméx, representa una cuarta parte de la industria manufacturera, emplea a 67,000 mexiquenses y capta el 20% del total de IED en la entidad. Ocupamos el primer lugar en número de plantas fabricantes de vehículos pesados y motores diésel, primer lugar en número de proveedores de autopartes, y el segundo lugar número de plantas fabricantes de vehículos ligeros y motores”. 

 

EL LIDERAZGO Y RESPONSABILIDAD SOCIAL DE LAS EMPRESAS GLOBALES

La pandemia causada por el Covid-19 ha dejado a las empresas mejores prácticas y una gran lección de la capacidad que se tiene y la capacidad que tiene el capital humano, dijo Paul Morales, director general de Autoliv planta Lerma. 

“Aprender tan rápido a manejar una situación de este tipo habla mucho de la industria automotriz bien capacitada. La industria automotriz mexicana está al mismo nivel de competencia que cualquier otra a nivel mundial y tenemos que capitalizar esto. Vienen grandes retos y oportunidades, juntos podemos lograr grandes cosas. Ser socialmente responsables, buscar lograr mejores condiciones de trabajo para los colaboradores y buscar beneficio para accionistas”.

 

AUTOS ELÉCTRICOS HECHOS EN MÉXICO

FORD MUSTANG MACH-E

La automotriz Ford comenzó la producción del modelo Mustang Mach-E en su planta de Cuautitlán Izcalli, Estado de México, que sería el primer vehículo eléctrico de la marca ensamblado en el país.

Desde inicios del año, la empresa realizó ensamble de pruebas en su fábrica mexiquense pero ahora comenzó a armar los vehículos que se comercializarán a partir de 2021 en todo el mundo.

La empresa dio a conocer que el ensamblado de un vehículo totalmente eléctrico es diferente al de uno de combustión, ya que los requerimientos y las necesidades son completamente distintos.

“Es por esto que la planta de Cuautitlán Izcalli, donde se produjo el Ford Fiesta del año 2010 al 2019, llevó a cabo un proceso de adaptación de aproximadamente un año para poder integrar las nuevas tecnologías, así como cumplir con todos los requisitos para tener el equipamiento completo”. 

Afirmaron que el personal recibió un entrenamiento que les permitió conocer cada uno de los procesos para la creación de este producto con el más alto nivel de calidad.

 

ZACUA

Zacua es la primera marca mexicana fabricante de autos eléctricos. Desde la inauguración de su planta en Puebla, en el 2018, se ha comprometido con el medio ambiente y el desarrollo sustentable. Confían en el planteamiento de una mejor movilidad urbana, apoyando la transición de México hacia industrias más verdes.  

Nazareth Black, CEO de Zacua, comentó que el auto se hace de forma artesanal por mujeres mexicanas que día con día buscan ser mejores. 


Te puede interesar

Ediciones Impresas