Advertising

Estado de México/Puebla

Las cadenas de suministro del futuro

Por HUIBERTO AALBERS . Agosto 2020
Se espera que para 2022 más de 176 millones de personas en América Latina compren bienes y servicios en línea y que las ventas minoristas en la región alcancen 2.35 billones de dólares. La demanda se está incrementando con la crisis del Covid-19 que está poniendo a prueba la solidez de las cadenas de suministro. ¿Es esto un llamado a que las transformemos? Si miramos al futuro, es cada vez más evidente que las empresas necesitan trabajar en fortalecer las cadenas de suministro, para hacerlas cada vez más resilientes, eficientes y que ayuden en garantizar el abastecimiento de productos.

A nivel mundial, las cadenas de suministro están siendo sometidas a nuevas condiciones volátiles y desafiadas más allá de sus límites. Si bien el enfoque actual es mantener el suministro y satisfacer las necesidades de los clientes, las organizaciones deben considerar cómo reaccionar ante estas situaciones, preparándose para la próxima disrupción, mientras continúan agregando valor a sus clientes finales. Es ahí donde la tecnología se vuelve el aliado fundamental para ayudar a las empresas a transitar este camino, fortaleciendo las cadenas con información en tiempo real y permitiendo la toma de acciones decisiva, ofreciendo una mejor capacidad de respuesta en tres frentes:

1. Visibilidad y orientación predictiva de los acontecimientos. La inteligencia artificial actuaría como esta “torre de control”. Por un lado, daría visibilidad sobre las interrupciones potenciales que puedan ocurrir a lo largo de toda la cadena, incluyendo el inventario, la fase de almacenamiento, así como todo lo relacionado con los equipos y su mantenimiento.

2. Digitalización de las cadenas de suministro. El funcionamiento del comercio mundial, como otras industrias, depende de intercambios eficientes de información, especialmente de documentos.

Si bien, ecosistemas empresariales y gubernamentales de todo el mundo, ahora están digitalizando los procesos, automatizando los cuellos de botella.

3. Trazabilidad. Asociada a esta digitalización, y a una mayor cooperación entre las partes, blockchain también posibilita la trazabilidad.

Si bien nadie puede prever lo que nos depara el mañana, podemos trabajar hoy para construir una cadena de suministro global más inteligente y eficiente, preparando a las empresas para emerger más fuertes. Las organizaciones pueden aprovechar la inteligencia artificial y blockchain, entre otras tecnologías, para ayudar a convertir lo imprevisto en previsto y estar más preparadas para el mañana.

+INFORMACIÓN:
Alberto Bustamante
(55) 3250 3269
abustamante@webershandwick.com

Advertising

Te puede interesar

Ediciones Impresas